Todo el Marvel Cinematic Universe, The Defenders en Netflix, X-Men, Logan, Legión … Varias reencarnaciones de Superman, Batman, Wonder Woman y otros justicieros ligados al universo DC. Propuestas que podríamos considerar un poco más indies: The Walking Dead, Preacher, Outcast, Dark Matter… Un larguísimo etcétera. Echando un vistazo superficial se podría decir que se pasa por un momento de crisis creativa en lo audiovisual, y cines y televisiones han puesto su objetivo en traernos el mundo de la banda diseñada a nuestras pantallas. Sabemos que no es así. De siempre han ido de la mano, y desde muy pronto el cómic ha conocido adaptaciones. Desde aquellos Flash Gordon o Capitán Marvel en los años 40, el Superman de los 50 (perpetrado por esa «mole» llamada George Reeves), el psicodélico y sixtie Batman de Adam West en los 60… y así hasta el ya muy próximo de The Swamp Thing en la cadena DC Universe.

Collage © PoPfesor Moriarty | Cómic y Música, una extraña pareja | Cóctel Demente

Collage © PoPfesor Moriarty | Cómic y Música, una extraña pareja

Tampoco es infrecuente la forma en que el mundo del cómic ha inspirado a rockeros y poperos del más variado pelaje a lo largo de las últimas décadas. Con una reciprocidad nada simétrica hemos podido leer también desde cómics que repasaban diferentes momentos de la historia de la música pop o biopics de diferentes grupos y solistas, hasta tebeos protagonizados por muchas estrellas de las radiofórmulas. Pero si hemos de ser sinceros, apenas se han dado encuentros entre la –mal llamada– música académica, o incluso la experimental, y las viñetas. Empeñados en continuar con nuestra arqueología de lo inaudito, Los Forgotifyers hemos seleccionado este poker de ejemplos tratando de ilustrar lo escaso y singular que ha sido este último encuentro…

Destaca sobremanera la Metropolis Symphony de Michael Kevin Daugherty, afamado y reconocido compositor experimental estadounidense con un pronunciado interés en la ciencia ficción y múltiples aspectos de la cultura popular, presentes en gran número de sus composiciones

1 CoDe #LoGo_CoDe 0 Original

Kristopher Fulton es un compositor con formación en composición y diseño musical fuertemente influenciado por las bandas sonoras cinematográficas y la cultura pop contemporáneas. Se confiesa también un enamorado de los comics… Precisamente uno de ellos, la monumental saga conocida como Las Ciudades oscuras (Les Cités obscures en francés) iniciada por el dibujante belga François Schuiten y el guionista francés Benoît Peeters en 1983 es el eje central sobre el que giran estas cinco composiciones corales que nacen inspiradas por otros tantos titulos de la colección.

The Twilight Cities fue grabado en The Chan Centre For The Performing Arts de Vancouver, Canada entre el 13 y el 15 de Mayo de 2015, con la interpretación de The Vancouver Cantata Singers (de quienes Kristopher Fulton es precisamente su compositor residente) dirigidos por Paula Kremer. Más información sobre Las Ciudades oscuras: El mundo de las ciudades oscuras, de Schuiten y Peeters: una topografía de la desubicación

1 CoDe #LoGo_CoDe 0 Original

© Schulz | Peanuts Gallery | Ellen Taaffe Zwilich

Después de que el dibujante Charles M. Schulz la mencionara en una de sus tiras, en 1996 la compositora Ellen Taaffe Zwilich estrenaba, tras encargo del Carnegie Hall, su obra para piano y orquesta Peanuts Gallery, un sincero y emocionado homenaje a los personajes creados por Schulz en el que cada movimiento («Schroeder’s Beethoven Fantasy«, «Lullaby for Linus«, «Snoopy Does the Samba» «Charlie Brown’s Lament«, «Lucy Freaks Out» y «Peppermint Patty and Marcie Lead the Parade«) se inspira en uno de los personajes de la serie.

1 CoDe #LoGo_CoDe 0 Original

Collage © PoPfesor Moriarty _ Robin cantante

Collage © PoPfesor Moriarty

El cofundador de Portishead Geoff Barrow y el compositor de bandas sonoras Ben Salisbury publicaban en 2012 Drokk, un álbum inspirado en Mega-City One, la ciudad-estado que sirve de telón de fondo para Judge Dredd, considerada por Architects Journal como la número 1 de entre las ciudades del mundo del cómic.

Escrito en un período de seis meses, entre la gira mundial de Barrow con Portishead y los diferentes conciertos de Salisbury para la BBC, los autores no describen Drokk como una «Banda Sonora Definitiva» para la gran ciudad, sino más bien como una reinterpretación personal
Todos los collage © PoPfesor Moriarty | behance || más trabajos del PoPfesor Moriarty en Cóctel Demente